Alma Autoestima Energía Mente Psicología

Egoísmo… tan diferente al amor propio.

El amor propio no es egoísmo

Que si el amor propio es ser egoísta, porque la persona que se ama así misma solo piensa en ella, por eso quiero diferenciar el amor propio del egoísmo, he visto por ahí, incluso me llegaron algunos comentarios de que antes se confundía el amor propio con el egoísmo y creo que ahora ya estamos valorando más lo importante que es.

Porque son cosas totalmente diferentes y claramente no se acercan ni tantito.

“Si un individuo es capaz de amar productivamente, también se ama así mismo” – Erich Fromm

¿Qué es el egoísmo?

Según la RAE:

Inmoderado y excesivo amor a sí mismo , que hace atender desmedidamente al propio interés , sin cuidarse del de los demás .

Así las personas egoístas solo piensan en ellas mismas, desean todo para sí mismas, no tienen el mínimo interés en estar presente para los demás o para ayudar a los demás, el mundo exterior es algo como, de lo que pueden tener un beneficio sin dar algo a cambio, no ven a los demás más que sí mismas y por lo tanto juzga a los demás sobre lo que podría ser de utilidad.

Las personas egoístas entonces se aman demasiado…

Entonces estas personas se aman demasiado, es todo lo contrario, tanta falta de cariño, de cuidado por sí mismos, es lo que hace que expresen de esta manera su vacío y frustración.

Pues aunque sea difícil de entender, estas personas se privan demasiado de lo que en verdad merecen, tanto intentar y en verdad se preocupan por ellos mismos de una forma superficial, como te mencione antes, tratando de llenar el vacío que sienten.

el egoísmo diferente al amor propio

La generosidad en exceso

La generosidad tampoco es un síntoma de amor propio, ya que las personas tienden a poner primero a las demás personas y se olvidan de ellas mismas, ya que solo vive para los demás y no se considera importante.

¿Qué es en verdad el amor propio?

Parece que entonces el amor propio es algo tan difícil de explicar.

La verdad es que los extremos son malos,

pero el amor propio viene desde adentro, es silencioso:

  • No necesitas de nadie que te este reafirmando a cada segundo la maravillosa personas que eres, porque esto es ser egoísta.
  • El amor propio es pensar en los demás sin dejar de pensar en ti, pero poniéndote en primer lugar.

“Si te amas a ti mismo, amas a todos los demás como a ti mismo.”-Meister Eckhart

Es por eso que el amor propio y el egoísmo son cosas totalmente diferentes y claro ninguna nos lleva a la otra.

Así que si vas por ahí diciendo a todo mundo que te amas, y necesitas cada segundo que te reafirmen todo, cuidado

Eso no es amor propio.

Por último quiero dejarte por aquí una imagen que me encontré que puede explicar un poco más.


El arte de amar – Erich Fromm

Deja un comentario